Ahora que los tipo de interés que pagan los bancos en España son muy bajos una alternativa es invertir algo de dinero en Comunitae, se trata de un lugar de préstamos entre particulares. El tipo que un pequeño inversor puede ganar ronda entre el 5% y el 10% TAE. Lo interesante es que con sólo 50 euros podemos formar parte de este sistema y diversificar nuestros pequeños ahorros entre varias operaciones. Para saber más pincha en la imagen inferior:

Te puedes registrar sin ningún tipo de compromiso y sin que tengas obligación de nada más. Es interesante estar registrado para saber cuando hay alguna operación que puede resultar interesante y rentable.

Por lo general los prestamistas particulares invierten una pequeña cantidad de dinero, entre 50 y 3.000 euros diversificados en varias operaciones para minimizar los riesgos. Los usuarios escogen en que operaciones participan y escogen el tipo de interés al que quieren prestar.

La empresa Comunitae cuando le llega una solicitud de préstamo estudia el caso y la documentación del solicitante (nómina, otros préstamos, etc), una vez que se reúnen todos los requisitos saca la operación y los pequeños prestamistas pueden prestar la cantidad que quieran y al tipo que les interese.

Normalmente un préstamo es cubierto por muchos prestamistas que aportan una pequeña cantidad cada uno de ellos. Por ejemplo si una persona solicita 3.000 euros y Comunitae aprueba la operación (una vez comprobada la solvencia y la viabilidad del crédito) entre 30 o 40 prestamistas cubren la cantidad de dinero, cada mes cobran su parte.

Este sistema cada vez es más utilizado en España debido a que al que pide el dinero le suele salir más barato que en un banco y los que prestan ganan mucho más dinero que en un plazo fijo o depósito bancario.

Pincha aquí para apuntarte a Comunitae

Ante la situación bancaria actual este tipo de soluciones “colectivas” son una buena idea y cada vez más extendidas por todo el mundo. El riesgo existe, pero se comprueban todos los datos de los solicitantes y toda la documentación aportada. Por supuesto además se comprueba que no figuren en listas de impagos como ASNEF o EQUIFAX. Si a eso le sumamos la posibilidad de poder invertir en muchas operaciones con una pequeña cantidad en cada una el riesgo disminuye.